LOS INICIOS

separa
ini

 

uca

Decir que la Universidad Carolina se empezó un 13 de enero de 2014, sería mero formalismo. Seis generaciones de educadores corren por las venas de lo que hoy es la Universidad Carolina; décadas de espíritu y de transformación social, son las bases de esta institución.

 

La fundación de la Universidad, no fue una casualidad, sino una causalidad, una serie de acontecimientos que nos remiten al año 1950 cuando Rosemary Carolyn Olson y Edwin Robert Fishburn, deciden que Saltillo, Coahuila sería una parada en su luna de miel. En 1960, deciden volver para establecerse permanentemente. En aquella época, Saltillo conocida como la “Atenas del México” y bastión de la educación, tenía instituciones de prestigio a nivel nacional, tales como la Universidad Antonio Narro, la Normal del Estado y el Ateneo Fuente. Había una alta movilidad provocada por una juventud ávida de conocimiento pese a los problemas económicos que mellaban en ese entonces.

 

Su amor a Saltillo no fue puntual, creyeron en la ciudad, no solo para contribuir sino para tener una familia, criarla y educarla aquí. Los Fishburn decidieron abrir las puertas de su casa ubicada en el centro, compartiéndolo con estudiantes que necesitaban un sitio para vivir, creando así el Centro Estudiantil Restaumex (CER). Para 1964, la demanda de espacio era tan grande que se decidió buscar un lugar apropiado. Para ello se eligió la quinta en donde vivió el Gobernador General Raúl Madero, y donde fue el DIF estatal, durante su sexenio. El CER ayudó, durante 32 años, a que cientos de jóvenes de todo Latinoamérica recibieran una educación profesional.

 

A la par de hospedar estudiantes, Robert (“Bob”) fundó la carrera de Seguridad Industrial en el Instituto Tecnológico de Saltillo, fundó el Grupo 2 de los Scouts, y fue el enlace entre el Consulado estadounidense y Coahuila. Por su parte, Rosemary fundó la Little American School, fue profesora de inglés y de música en la Escuela Anexa a la Normal, y los dos fueron maestros fundadores del IMARC. Rosemary trabajó como investigadora en la SEP estatal, creando así el programa de música para escuelas primarias, HAGAMOS MÚSICA. También fue profesora de la Escuela Superior de Música de Coahuila y cantó en varios coros y obras musicales en Saltillo. Fue la directora del coro del Ballet Folclórico de Coahuila durante décadas, yendo de gira con ellos a países de Europa.

logo

DE PERFIL

logo

  Emanuel Garza
Rector

logo

  Esteban Garza
Director Financiero

logo

  Alejandra Garza
Directora Académica

logo
logo


logo

logo
 
logo
 
logo


 


logo

UNIVERSIDAD CAROLINA




logo
logo
logo
logo

logo